En cumplimiento con la Ley 34/2002 de servicios de la sociedad de la informaci�n le recordamos que al navegar por este sitio web est� aceptando el uso de cookies propias y de terceros que recogen informaci�n sobre su navegaci�n para mostrarle publicidad relacionada y recopilar datos anal�ticos. Acepto | M�s informaci�n
   Secciones
    Inicio  
    Actualidad  
    Cine  
    Cultura  
    Deportes  
    Dominios  
    Economía  
    Música  
    Ocio  
    Opinión  
    Política  
    Salud  
    Sociedad  
    Tecnologías  
    Televisión  
    Viajes  
    Varios  
   Servicios  
    Apellidos  
    Bolsa  
    Chat  
    Encuestas  
    Horóscopo  
    El Tiempo  
   Recomendados  
    Asesoría  
    Anuncios segundamano  
    Latinforme.com  
    Freelancers  
   A�adir  
    Favoritos  
    Página Inicio  
    Aviso Legal  
    Contacto  
 

 

 

El Perfume


Todos aquellos que no hayan sido contaminados por la lectura previa de uno de los best-seller más famosos de todos los tiempos, encontrarán en “El perfume” la historia de un asesino en serie en la búsqueda del aroma definitivo. Pero “El perfume” es algo más que eso.

Arranca la película con intensidad, con fuerza, cumpliendo los principios de todo buen perfume, impactando los sentidos en un primer momento, para después, perdurar con menor intensidad pero haciéndonos recordar aquella primera impresión.

Los efectos de un perfume deben permanecer durante mucho tiempo y a eso aspira la película, a permanecer en el recuerdo de quienes la vean. Para muchos será difícil no evocar la película cuando usen un perfume.

La ambientación es perfecta, casi podemos oler las calles y el mercado atestado de productos que nos muestran al principio. La banda sonora es acertada y los efectos visuales rematan un producto bien hecho.

El protagonista, Ben Whishaw, un perfecto desconocido, actor de reparto en varias series de televisión, habia interpretado el año pasado a Keith Richards en la película “Stoned”. Interpreta en “El Perfume” a Jean-Baptiste Grenouille, y lo hace bien, realmente bien, sin caer en la exageración que un personaje así podría tentar y sin la sencillez imposible de un personaje tan impactante. Destaca el papel secundario de Dustin Hoffman, interpretando a un perfumista que ha perdido el sentido del olfato y que ayuda al personaje de Whishaw en un primer acercamiento a la profesión.

Una de las escenas finales, que no contaré, podría entrar en el libro guiness de los records.

Por cierto, la película es una coproducción entre Alemania, Francia y España, su director es Tom Tykwer (nada anterior destacado) y dura 147 minutos que se pueden hacer un poco largos.

Merece la pena verla, no defraudará a nadie ni dejará tampoco indiferentes.

Claudio

Si deseas contestar a este artículo o comentarlo puedes hacerlo escribiéndome a la dirección: claudio@noticiario.net , tu mail será publicado aquí.

Google
 

 
Noticias y Artículos de Interés
Libro El Niño 44:Rusia, URSS, 1953. Leo Stepanovich Demidov, joven agente de la Seguridad del Estado, condecorado como héroe nacional, tiene una misión: investigar y acabar con todos aquellos enemigos...

El desafío Frost contra Nixon (Frost/Nixon):La película no solo muestra la famosa entrevista donde Nixon dice adiós a todas sus posibilidades de retornar a la vida política. Vemos también los entresijos de cómo se prepara...

Condiciones Generales de Noticiario.Net

© 2002 - 2015 www.noticiario.net . Todos los derechos reservados . Marca Registrada